Buscar
 
 

Resultados por:
 

 


Rechercher Búsqueda avanzada

Últimos temas
» Test para jóvenes ludópatas
Hoy a las 07:17 por joven35

» Experiencia Personal
Vie 19 Ene 2018, 11:11 por Verluz

» cada vez que juega mi marido me quiere dejar
Jue 18 Ene 2018, 22:31 por axelito

» A PEDRITO Y VERLUZ
Miér 17 Ene 2018, 20:06 por castellano

» Quiero cambiar!!
Lun 15 Ene 2018, 20:11 por joven35

» Cuando jugar enferma. (2004)
Lun 15 Ene 2018, 18:09 por Verluz

Test para jóvenes ludópatas

Mar 16 Ene 2018, 12:38 por josean

Después de mucho tiempo sin que tengáis noticias mías, me pongo en contacto con vosotros para que ayudéis.
Se ha puesto en contacto conmigo un instituto para que de una charla sobre Ludopatía a chavales de 16 años y se me ha ocurrido que podrían hacer el test sobre Ludopatía pero …

[ Lectura completa ]

Comentarios: 16

cada vez que juega mi marido me quiere dejar

Mar 09 Ene 2018, 13:03 por mamiso

Hola buenos días , llevo ya desde el día 28 de diciembre (que creo que fue a jugar), que me dice mi marido que no me quiere. LLevamos 20 años juntos y lo quiero con locura, pero ya estoy cansada de tantas mentiras. Hace ya dos años en el que se abrió una cuenta en el banco para que yo no pueda …

[ Lectura completa ]

Comentarios: 2

A PEDRITO Y VERLUZ

Miér 17 Ene 2018, 11:33 por J.G.M.

HOLA A TODOS
? QUEREIS OPINIONES Y EXPERIENCIAS PERSONALES ? AQUI OS DEJO
Quisiera que nos dieramos cuenta en lo que el juego nos convierte, me gustaria que viajarais conmigo en el tiempo y rebobinarais un poco en esta pelicula que es nuestra vida.
Os acordais de aquel primer premio, de como las …

[ Lectura completa ]

Comentarios: 4

Quiero cambiar!!

Jue 28 Dic 2017, 05:16 por Pedrito

Hola soy Pedro de Coruña tengo 28 años y llevo jugando toda mi vida, aunque hace unos años que me di cuenta de que era un problema..
Llevo ya mucho tiempo esperando a que llegue primeros para solucionar la cagada del mes pasado y no volver a jugar, pero pasan x dias y vueñvo a jugar para …

[ Lectura completa ]

Comentarios: 46

Se pueden reunificar deudas teniendo ya deudas reunificadas?

Lun 08 Ene 2018, 22:48 por joven35

Sé que va un poco que no del todo con filosofías pero reunifique en su dia tarjetas y préstamos de un mismo banco pero no otras entidades

Sé puede reunificar todo en uno?

Aunque se opine (No tengo avalistas)que alguien comente (Si sabe)Si esto es viable



Comentarios: 4

ASOCIACIONES DE AUTOAYUDA LIMA PERU

Lun 03 Nov 2014, 22:34 por Peter610

Estimados. Soy un joven de 24 años que lamentablemente se ha vuelto inmerso en este mundo de la ludopatía. Actualmente tengo deudas que no puedo costear, y estoy empezando a perder la confianza de mis amigos y familiares quienes me prestaron dinero. A pesar de mis problemas sigo estudiando y …

[ Lectura completa ]

Comentarios: 11

AÑO NUEVO, VIDA PLENA

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

AÑO NUEVO, VIDA PLENA

Mensaje por J.G.M. el Vie 31 Dic 2010, 19:37

AÑO NUEVO, VIDA PLENA

Estos dias estan llenos de buenos deseos para el año nuevo. Pero, ¿Qué hace que un año sea bueno de verdad?.
Este es el momento oportuno para descubrirlo y hacer que el buen año no se quede solo en un deseo, sino que se convierta en una forma de vivir.
Felicidad. Felicidades. Felices Fiestas. Feliz Año Nuevo. Que tengas un buen año. ¿ Que deseamos realmente con estas palabras? ¿Qué nos desean cuando intercambiamos estos saludos? En definitiva, ¿Qué es la felicidad?.
En el origen de la palabra felicidad encontramos el termino griego eudaimonia, que Aristoteles entendia como un estado de plenitud del ser. Alcanzar ese estado es a lo que tienden las acciones humanas, decia este filosofo que, junto con Socrates y Platon, sento las bases del pensamiento occidental. Tal plenitud es el bien supremo y a el se llega a traves de nuestras acciones. Según Aristoteles, todo acto humano tiene un fin. El del medico es curar y restablecer la salud, el de un campesino obtener de la tierra labrada los mejores frutos, el de un abogado luchar por el imperio de la justicia, el de un comerciante, poner bienes en manos de quien los necesita. Cuando las personas se aplican con virtud a lo que hacen, el fin se cumple y sobreviene entonces la eudaimonia. La felicidad seria, en consecuencia, la resultante de una mision bien cumplida para la que se ha empleado, de acuerdo con el filosofo, la herramienta que nos hace humanos: la razon. La felicidad consistiria, por tanto, en el fruto de una manera de actuar.
No se trataria de un punto de partida ni de una meta a alcanzar, sino de la consecuencia de una manera de estar y de desempeñarnos en la vida. Cuando la entendemos de este modo, no basta con desear la felicidad para vivirla, ni es suficiente con desearsela a alguien para que esa persona la experimente. No es producto del azar ni del deseo, no es un merecimiento ni algo que se nos deba.
De hecho, esta concepción de la felicidad, en cierto modo, nos libera. Salimos de esa sala de espera en la que nos sentamos, aguardando inútilmente a que llegue la felicidad y frustrandonos, una y otra vez.
Desde esta nueva perpestiva, podemos desapegarnos de la ansiedad por se felices. El desapego es siempre algo bueno, pues nos permite olvidarnos de nuestras acciones y nos lleva a hacernos responsables de nuestros actos y elecciones. Nos permite estar en paz sabiendo que hemos actuado de acuerdo con nuestras necesidades reales (que no deseos), con nuestras convicciones, prioridades y valores, y es eso lo que nos hace estar en paz. No importa los resultados. No hemos actuado para que se nos premie con algo o se nos recompese por nuestras acciones ( ¿ Quien lo haria? ¿La vida, el universo, los otros?). Es entonces cuando la felicidad, sin que nos la hayamos planteado como una meta, llega a nosotros, nos toca el hombro, se posa en nuestro brazo como una mariposa.
¿Podemos proponernos ser felices en el año que se inicia? Yo no recomendaria este proposito. Encuentro que puede ser un disparador de decepciones. Si que podriamos, en cambio, pasar a limpio, con honestidad, tiempo y dedicacion, los ejes que consideramos esenciales para nuestra vida. ¿Deseo ser amado? ¿De que manera? ¿Cómo advertiria que estoy recibiendo el amor que necesito de la manera en que lo necesito? ¿Estoy dispuesto a convertir mi energia amorosa en un amor conjugado a traves de acciones? ¿ Me comprometo a indagar como necesitan ser amados mis seres queridos, para que pueda aprender a amarlos asi, sin que eso contradiga mis valores o posibilidades? ¿ Tengo la intencion y el compromiso de dejar el mundo un poco mejor de cómo lo encontre al llegar y de cómo lo encuentro hoy? ¿Qué hare en mi vida cotidiana para que ello suceda? ¿Cómo lo hare? ¿Voy a dejar de correr detrás de mis deseos y mis urgencias para escuchar la voz de mis necesidades y dar a lo que es importante el lugar que hoy otorgo a lo urgente?
Es el momento de hacerme cargo de los efectos que mis elecciones y mis acciones producen, de responder por ello con acciones y sin echar las culpas a los demas de las consecuencias de mis actos, pues considerare que estos responden a un sincero proyecto de vida. Es tiempo de vivir de acuerdo con los dictados de mi intuición, de mis voces internas, a las que me propongo escuchar y respetar sin descalificarlas, en lugar de atender a mandatos y expectativas ajenos, o a personas que esperan de mi lo que a ellos les hace sentirse a gusto, incluso a costa de mi equilibrio.
Mientras el calendario toca a su fin puedo proponerme dejar de fumar, levantarme temprano, perder peso, matricularme a un curso, viajar a un lugar en el que nunca haya estado, leer libros que tengo pendientes,trabajar menos horas, hacer nuevos amigos, colaborar con una ONG… y muchos otros objetivos de esos que, posiblemete, estaran a medio cumplir o directamente olvidados cuando el nuevo año sea viejo. Generalmente esta lista de intenciones suele basarse en la sensación de no haberle sacado provecho al ciclo que se cierra. Viene promovida por la culpa, y la culpa nunca es buena consejera. Solemos hacer nuestra lista de metas sin recapacitar si estan conectadas a algun proyecto existencial solido, meditando y constuido a medida que nuestras experiencias se convierten en aprendizaje.
En lugar de elaborar una larga lista de propositos con la esperanza de tener un buen año, deberiamos preguntarnos como queremos vivir, no solamente durante los proximos 365 dias, sino cada año de nuestras vidas. Entonces, que hacer para percibir un sentido en nuestra vida, para que advirtamos la huella que va dejando. No es que las intenciones que apuntamos en nuestra lista personal no sean buenas, incluso nos sentimos mejor si cumplimos con algunas de ellas, simplemente, no son las coordenadas de un buen año o de un año feliz de veras.
¿Por donde empezar entonces?. Antes de responder, habria que averiguar que es la felicidad para cada uno de nosotros.
Probablemente no habra dos respuestas iguales porque no existen dos personas iguales. ¿Cómo alcanzar la felicidad, pues? ¿Cómo llegar a ella?. Creo que cuando nos plantemos estas preguntas, las respuestas se nos escapan como arena entre los dedos. Y es que vale la pena insistir en que la felicidad no es algo que se alcanza ni un lugar al que se llega. El escritor aleman Hermann Hesse decia que “ es como y no un que, no es un objeto”. De acuerdo con esto, podriamos ver la felicidad como una forma de viajar y no como un destino. ¿De que esta hecho ese viaje?. De nuestras acciones diarias, de nuestros vinculos, de nuestras actitudes. Podriamos plantearnos, entonces, que mas que buscar la felicidad, es prioritario tratar de encontrar un sentido a nuestra vida personal, singular y unica. Un sentido transcendente.
Transcender es ir mas alla de uno mismo, alcanzar a otro, a otros, a traves de los lazos del amor, la empatia, la colaboración, la fecundidad, la compresión, la aceptación. Eso nos hace humanos, esa es la gran diferencia entre nosotros y otras especies. Trascendemos en relacion amorosa con nuestro hijos, con los seres que amamos, trascendemos en la apertura hacia aquellos con quienes nos vinculamos de diversas maneras, en una obra de arte, en el modo de encarar nuestro trabajo, en la forma en que nos sentimos integrados en los circulos y en la comunidad de la que formamos parte, en el alimento que elaboramos y ofrecemos, en las palabras con que nos acercamos al semejante.
No hay recetas. Cada ser es unico y encontrara un modo unico de ir mas alla de si mismo para trascender en los demas. Cuando entendemos en que consiste la trascendencia ( no se trata de hacer grandes obras, de convertirse en procer, de alcanzar la celbridad…), todos los actos y gestos de nuestra vida, incluso los mas pequeños, tienen sentido.
Y con el sentido, se hara presente la felicidad. No sera el resultado de una busqueda, sino la consecuencia de un modo de vivir y de vincularse. La busqueda pbsesiva de la felicidad, recordemoslo, suele llevar a penosos malos entendidos. Asi, confundimos satisfacción con felicidad. Hacernos un listado de propositos y cumplirlos puede darnos satisfacción, pero no felicidad. Tampoco el placer entendido como fin es felicidad. Cuando buscamos la felicidad como un cazador que persigue una presa, solemos volver con las manos vacias.
Tampoco se trata de un lugar en el que nos podamos instalar para siempre.
Solemos creer demasiado a menudo que la felicidad anida en un determinado coche, en un viaje a un destino exotico, en una silueta perfecta, en una abultada cuenta bancaria, en una operación que promete hacernos mas jóvenes, en una casa imponente, en el artefacto de ultima generacion, en una relacion o en una persona. El maestro espiritual indio Krishnamurti decia: “Cuando buscamos la felicidad por medio de algo, ese algo se vuelve mas importante que la felicidad misma. Cuando la felicidad es buscada a traves de un medio, ese medio destruye el fin”. Si aspiramos a vivir un buen año, un año feliz de verdad, pretemos atención a estas sabias palabras. Y tambien cuando deseemos que otros tengan un buen año, un año realmente feliz.
Cuando desoimos la sabia reflexion de Krishnamurti sobreviene una angustia, un vacio inexplicable. “¿Si lo tengo todo, porque no soy feliz?”, se preguntan muchas personas. Es un tipo de pregunta que suele acompañar el final de un ciclo de la vida, como lo es, en este caso, el cambio del año. Porque la felicidad, definitivamente, no anida en el tener y difícilmente se encuentra en los balances que hacemos los ultimos dias de diciembre, sobre todo para quienes se limitan a hacer recuento de sus nuevas posesiones, las posesiones materiales que han podido reunir durante el año que se acaba.
Un buen año, si de veras lo es, provendra de una actitud ante la vida, un buen año no se puede capturar como una mariposa de colección ni se puede construir como el edificio que se propone erigir un arquitecto que elabora rigurosos planos. Un año sera bueno como resultado de nuestros actos, no lo sera por azar ni por el mero voluntarismo de nuestro deseos, para concretarse, pedira nuestra responsabilidad.
Seria hermoso ¡ vaya si lo seria! Que al desearnos felicidad en estos dias nos estuviesemos deseando verdaderamente una vida trascendente, una vida vinculada a nuestros semejantes, una vida llena de sentido.
Y nos haria mucho bien ponernos al timon de ese proposito, trabajar por el cada dia del nuevo año y hacerlo de manera que, dentro de otros 365 dias, cuando cerremos un nuevo ciclo, no tengamos que desearnos un buen año ni esperar la felicidad, porque, simplemente, todo ello estara ya al alcance de nuestras manos. En todo caso, lo unico que tendremos que hacer es proseguir… del mismo modo que continua nuestra vida mas alla de las hojas del calendario.
UN SALUDO Y FELIZ AÑO A TOD@S
TODO PROBLEMA TIENE SOLUCION
TU FUTURO NO ES UN JUEGO DE AZAR
avatar
J.G.M.
Cooperante

Masculino
Edad Edad : 58
Desde Desde : JEREZ DE LA FRONTERA
Inscripción Inscripción : 28/04/2009
Mensajes Mensajes : 9752
Puntos Puntos : 10687

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.